Archivo de la categoría: BACHILLERATO HUMANIDADES

EL CURSO 2023/ 2024 YA ESTÁ AQUI

Me busco a través de los siglos

y no me veo en ninguna parte”

Hélene Cixous  (La risa de la medusa, 1995)

Vuelve septiembre, nuevas caras y las mismas caras de siempre en el IES Luis Vives de Valencia, otros adolescentes y otras jóvenes a las que intentar trasladar la importancia de su elección, alabar su valor por no caer en los imperativos de un mundo que les lleva lo inmediato y a valorar únicamente las STEM. Alabamos, pues, su decisión de elegir adentrarse en este mundo que debe serles útil en su proceso de madurez y en su preparación para la vida en sociedad.

Este curso, en el IES Luis Vives, estamos de enhorabuena: seguimos impartiendo la asignatura optativa que iniciamos el pasado curso, “Descubriendo nuestras raíces clásicas“, donde conjugaremos la visión general de la Grecia antigua con  la realidad posterior.

Volveremos a centrarnos en el mundo femenino griego, desde Homero hasta los trágicos, reinterpretando mitos con una visión más femenina que la tradicional, lo que nos llevará a hablar de Simone de Beauvoir, Margareth Atwood, Mercedes Madrid, Mary Beard… y de Penélope, Ariadna, Medea, Helena, Clitemnestra…

Me busco a través de los siglos

y no me veo en ninguna parte”

Hélene Cixous  (La risa de la medusa, 1995)

 

ÍNDICE

  1. LA CIVILIZACIÓN GRIEGA. MARCO GEOGRÁFICO
    1. Grecia antigua
    2. Grecia hoy
  2. EVOLUCIÓN HISTÓRICA DE LA CIVILIZACIÓN GRIEGA
  3. EL LEGADO DE LA CULTURA GRIEGA: política, lingüística, cultura, ciencia…
  4. FUENTES Y TRANSMISIÓN DE LA CULTURA GRIEGA.
    1. Fuentes y materiales escriturarios
    2. Transmisión cultural en las épocas de la Historia
  5. EL MITO Y SU INTERPRETACIÓN
    1. Qué es un mito
    2. Sagas mitológicas
    3. Una interpretación psicológica
  6. MUJERES, MITO Y REALIDAD
    1. La mujer griega a partir de los textos
    2. La mujer real
    3. Algunas mujeres documentadas: Safo, Aspasia, Agnódice…
  7. TEOGONíA GRIEGA
    1. Las generaciones de dioses
    2. El borrado del poder femenino
    3. La creación de la primera mujer
  8. LAS DIOSAS GRIEGAS: MUJERES DIVINAS Y DIVINIDADES MALIGNAS
  9. LAS DARDÁNIDAS Y LA GUERRA DE TROYA: Hécuba, Casandra, Andrómaca y Polixena.
  10. LAS MUJERES DE LA CASA DE LOS ÁTRIDAS: Helena, Clitemnestra, Ifigenia, Electra y Hermíon
  11. OTRAS MUJERES HOMÉRICAS: Penélope, Circe y Briseida.
  12. LAS LABDÁCIDAS: Yocasta y Antígona.
  13. MÁS MUJERES DE LA MITOLOGÍA GRIEGA: las Amazonas, Medea, Fedra, Procne, Ariadna, Atalanta…
  14. CATÁLOGO DE LAS MUJERES
  15. LA CERÁMICA GRIEGA
  16. LA DEMOCRACIA GRIEGA

Pero, además, este curso contamos con un Proyecto de Investigación en 2º de Bachillerato para dar continuidad al alumnado que en 1º nos acompañó por el mundo mitológico griego. En el Proyecto  CRAS (Ciencia, Referentes, Arte y Sociedad) se completará la visión del mundo antiguo profundizando en la herencia romana

En ambas materias trabajaremos

  • La competencia lingüística
  • La competencia digital
  • La competencia de aprender a aprender
  • La competencia ciudadana
  • La competencia emprendedora
  • La competencia en conciencia y expresión culturales

Nuestra materia principal, el GRIEGO I, sigue teniendo una fundamentación lingüística, condicionada por las pruebas de Selectividad. Si otros cursos hemos recurrido a las palabras de Pedro Olalla para empezar, este año nos valdremos de las palabras de dos mujeres maravillosas: Marguerite Yourcenar y Andrea Marcolongo.

El primer texto es un fragmento de las Memorias de Adriano, en el que el emperador señala el valor de esta rica lengua. Según parece, Marguerite Yourcenar decidió escribir sobre Adriano a raíz de una anécdota sobre Flaubert, que, en una carta, escribió: “Cuando los dioses ya no existían y Cristo no había aparecía aún, hubo un momento único, desde Cicerón hasta Marco Aurelio, en que sólo estuvo el hombre”, entonces le surgió la idea de describir al hombre de ese tiempo. Y dice así:

Siempre agradeceré a Scauro que me hiciera estudiar el griego a temprana edad. Aún era un niño cuando por primera vez probé de escribir con el estilo los caracteres de ese alfabeto desconocido; empezaba mi gran extrañamiento, mis grandes viajes y el sentimiento de una elección tan deliberada y tan involuntaria como el amor. Amé esa lengua por su flexibilidad de cuerpo bien adiestrado, su riqueza de vocabulario donde a cada palabra se siente el contacto directo y variado de las realidades, y porque casi todo lo que los hombres han dicho de mejor lo han dicho en griego. Entreveía la posibilidad de helenizar a los bárbaros, de aticizar a Roma, de imponer poco a poco al mundo la única cultura que ha sabido separarse un día de lo monstruoso, de lo informe, de lo inmóvil, que ha inventado una definición del método, una teoría de la política y de la belleza. Bien sé que hay otros idiomas; están petrificados, o aún les falta nacer. 

ADRIANO (76-138)

Los sacerdotes egipcios me mostraron sus antiguos símbolos, signos más que palabras, antiquísimos esfuerzos por clasificar el mundo y las cosas, habla sepulcral de una raza muerta. Durante la guerra con los judíos, el rabino Josuá me explicó literalmente ciertos textos de esa lengua de sectarios, tan obsesionados por su dios, que han desatendido lo humano. En el ejército me familiaricé con el lenguaje de los auxiliares celtas; me acuerdo sobre todo de ciertos cantos… Pero las jergas bárbaras valen a lo sumo por las reservas que proporcionan a la palabra, y por todo lo que sin duda expresarán en el porvenir. 

En cambio, el griego tiene tras él tesoros de experiencia, la del hombre y la del Estado. De los tiranos jonios a los demagogos de Atenas, de la pura austeridad de un Agesilao a los excesos de un Dionisio o de un Demetrio, de la traición de Dimarates a la fidelidad de Filopemen, todo lo que cada uno de nosotros puede intentar para perder a sus semejantes o para servirlos, ha sido hecho ya alguna vez por un griego. Y lo mismo ocurre con nuestras elecciones personales; del cinismo al idealismo, del escepticismo de Pirrón a los sueños sagrados de Pitágoras, nuestras negativas o nuestros sentimientos ya han tenido lugar: nuestros vicios y virtudes cuentan con modelos griegos. Nada iguala la belleza de una inscripción votiva o funeraria latina. Esas pocas palabras grabadas en la piedra resumen con majestad impersonal todo lo que el mundo necesita saber de nosotros. Yo he administrado el imperio en latín: mi epitafio será inscrito en latín sobre los muros de mi mausoleo a orillas del Tíber, pero he pensado y he vivido en griego.” (Memorias de Adriano)

El segundo texto es de la italiana Andrea Marcolongo, que da algunas buenas razones para aprender griego en la sociedad actual:

ANDREA MARCOLONGO (1987-)

.

“ESTUDIAR GRIEGO ANTIGUO PREPARA PARA LA VIDA  DE TRES FORMAS. Primero, porque es difícil. Yo rechazo la tentación contemporánea de la facilidad. La vida no es fácil, para conseguir cualquier cosa hace falta esforzarse;  segundo, porque requiere tiempo, lo que choca con nuestra obsesión por la velocidad, por querer preparar una tarta con un tutorial de dos minutos en YouTube; y tercero, porque nos ayuda a conocernos mejor.”

 Marcolongo sostiene que estudiar griego imprime carácter en la forma de hablar, escribir y pensar. Que declinar (colocarle a un sustantivo o adjetivo el sufijo correspondiente a su función sintáctica) es más una cuestión existencial que lingüística.

«La cultura está para formar, no para producir clientes o consumidores».

QUE LOS DIOSES NOS SEAN PROPICIOS EN ESTE NUEVO CURSO!